By an integrative view that not 'fundamentalist', in medicine

We share this article written by Dr. Karmelo Bizkarra in the center of Vital Health Zuhaizpe portal for your interest. You can read the original at the end of this transcription.

(c) can Stock Photo / Leaf

"We need to understand the health, before attempting to cure diseases"
Dr.Wilhelm Reich (cancer Biopatia)

I finished medicine in 1979. For now, and if the new Inquisition "healthy Inquisition" does it me, I am a doctor. Although no inquisition is, or has been, santa or healthy.

I work and I am the medical director of a Vital Health, Zuhaizpe, un pequeño hospital… hospitalario. Soy médico; ni oficial ni convencional; ni alternativo ni complementario. Soy un médico que busca despertar la capacidad de autocuración en la persona enferma, acompañándole desde el lado humano.

El doctor no es el que cura, el doctor es el que enseña

La palabra doctor viene del latín “docere” y significa enseñar. De ahí deriva docente, y por eso hay doctores en medicina, en historia, en filosofía, etc.

Sólo desde la arrogancia médica se puede considerar que los médicos curamos. La labor del médico no es curar, sencillamente, porque no podemos curar, sino acompañar al enfermo mientras su organismo se va curando. De paso, podemos enseñarle y apoyarle en su proceso de curación.

Los antiguos hablaban de la “vis medicatrix naturae”: la fuerza curativa de la naturaleza. Los medicamentos, sean químicos o naturales, remedios de fitoterapia, de homeopatía, de antroposofía o las agujas de acupuntura no pueden curar. En cambio, pueden ayudar a despertar la curación del organismo y pueden potenciar su capacidad de autocuración o autorregeneración.

In the same sense, any medicine, whatever it is, only cure the curable by the body. Let us take an example: If two people take the same drug to the same disease, may the healing ability of the body of the first cure it, but the lack of the power of self-healing of the second bring it to death.

Wake up and apply health factors; extending the healing art

When I was studying medicine room I was about to leave; I realized that school was taught disease, their symptoms, diagnosis, prognosis and treatment... but I hardly knew anything about health, or how to support it or encourage it. I realized that while medical schools are also not health schools, the current healthcare system will remain incomplete and disabled.

In 1980, working as a physician in Mallabia (Bizkaia), I met the hygienist medicine and discovered the curative action of a healthy diet, fasting, exercise, breathing, contact with nature, emotional expression, the mental stillness, meditation, etc. I realized how important that is passive patients to become "hacientes" or acting of his health and, thus, more masters of their destiny.

En 1994 conocí la medicina antroposófica, que revela que el ser humano ha interiorizado en sí, como órganos, los mismos procesos que en la naturaleza existen como minerales, plantas y animales. Por eso, cuando un órgano enferma, se recomienda aplicar, sobre todo, remedios elaborados a partir de elementos de la naturaleza para que éste recupere o “recuerde” su buen funcionamiento.

Desde que terminé mis estudios en la facultad de medicina, me he formado y continúo formándome asistiendo a una infinidad de cursos y congresos médicos (ninguno de estos, por cierto, subvencionado por la farmaindustria). Siempre con la intención de ampliar la ciencia del curar, más allá de los moldes médicos al uso de los que me impregné en la facultad de medicina.

Los pacientes no son incautos ignorantes que se dejan embaucar por palabras bonitas. Son pacientes activos que buscan algo diferente o complementario a lo que reciben en el consultorio o en el ambulatorio y son finalmente ellos los que deciden utilizar tratamientos convencionales y/o tratamientos no convencionales eficaces para recuperar su salud.

Primum non nocere; first of all, do no harm

I'm doctor and as such treatment to patients with what I consider more effective and at the same time less damaging. As said the ancient doctors primum non nocere; first of all, do no harm.

I've never cheated any patient, nor I have lied. Anyone have promised a cure, since that is a capacity inherent in the living organism, that wakes up when it is in harmony with the laws of life and health.

Nor I have enriched at the expense of gullible patients. I have not manipulated, used or misled anyone, because my human ethics is far above this threshold.

In my medical practice I use nutrition tips and healthy lifestyle habits. If that isn't enough, accompanied with natural remedies, herbal medicine and especially medicine anthroposophical. Finally, I recommend a chemical remedy or surgery to treat or simply ease, when the above remedies have not been sufficient to cure. It can sometimes be cured and others can only relieve and accompany.

He constatado, después de más de 38 años de continuo trabajo y experiencia como médico, que una alimentación saludable, el ejercicio, el ayuno, la respiración profunda, la expresión emocional, la quietud mental y la terapia psicoemocional actúan curando las enfermedades. También he constatado que los remedios médicos antroposóficos, en diluciones homeopáticas, en concentraciones similares a las que se encuentran en nuestro organismo las hormonas, los neurotransmisores, la vitamina B12, o los oligoelementos (cobre, zinc, manganeso…), actúan y son eficaces, incluso en los bebés, sin que ellos tengan “consciencia” de ser tratados; sin mediar un efecto placebo.

Por ejemplo, la recomendación del consumo diario de vitamina B12 es de 2,4 microgramos al día, es decir 2,4 millonésimas de gramo; la de vitamina D es de 5 microgramos al día. Para un cuerpo de 60 ó 70 kilogramos ¿acaso no son dosis homeopáticas?

En medicina integrativa preferimos tratar con remedios naturales o medicamentos diluidos en dosis homeopáticas que apenas ocasionan efectos colaterales, dejando los medicamentos químicos en reserva. Yo personalmente, utilizo remedios de medicina antroposófica a bajas diluciones. Igualmente preferimos tratar un dolor de columna con osteopatía antes de intervenir quirúrgicamente. También tratamos con acupuntura o terapia neural tanto el dolor, como la enfermedad que la ocasiona. Sin descartar, por supuesto, la posibilidad de poder utilizar un medicamento químico o de intervenir quirúrgicamente en un momento dado.

Remedios que se obtienen de la Naturaleza

Muchos medicamentos de la medicina convencional han surgido de las plantas o sustancias naturales: la digoxina (para el corazón), la ergotamina (frente a la migraña), la atropina (en anestesia), la colchicina (antes en la gota y ahora en enfermedades inmunológicas o como antitumoral). La vinblastina y la vincristina, se extraen de una planta, la vinca; y el taxol (que proviene del tejo) se utilizan como antitumorales. La morfina (procedente del opio), la codeína para la tos, la penicilina que se sintetizó a partir de un hongo…etc. La ciclosporina, un fármaco inmunosupresor usado en el trasplante de órganos para prevenir el rechazo, es producido por un hongo. El principio activo de la aspirina, el ácido acetilsalicílico, se aisló de la corteza del sauce. Las cumarinas (anticoagulantes) se descubrieron a partir del trébol dulce fermentado, que producía hemorragias en los animales que lo ingerían. La metformina, antidiabético muy utilizado actualmente, se aisló de una planta que se usó para el tratamiento de la diabetes en Europa durante la época medieval. Estos sólo son una muestra de los medicamentos convencionales, utilizados en la medicina “oficial” y surgidos de la naturaleza.

In addition, patients generally seek less iatrogenic natural treatments (causing fewer side effects or collateral damage). They also seek support psychoemotional fail to receive a consultation from 6 to 10 minutes on average.

Who assumes the deaths caused by certain drugs?

Malpractice, Unfortunately, there are it in all branches of science and medicine; Do you people do not die by medication or not adequate medical or surgical intervention? Perhaps drugs not removed after causing thousands of serious illnesses or deaths? Do perhaps what today is considered scientific not will be covered tomorrow as outdated and without consistency? The use of drugs has its risks and is considered that only 1% of cases of adverse effects of drugs are reported.

Pharmaceutical power and its transmission belts

It is known that most medical journals or associations of patients are being subsidized by the pharmaceutical companies with the consequent loss of impartiality and objectivity required as a basis all science. Thus they become the pharmaceutical power transmission belts. Perhaps the physician today has information objective, partial, and human diseases and how to treat them? Perhaps critical opinions to official medicine have their place in the faculties of Medicine of our country?

No es científico opinar sobre algo que no se conoce o no se ha experimentado. Quien se arroga la capacidad de indicar cuál es la medicina que cura y cuál es la que no, resulta ser sólo una víctima de su propia arrogancia.

Fundamentalismo científico

No se puede prejuzgar y alegremente condenar ya que en el momento en el que se opina sin conocer, uno deja de ser científico y se convierte en fundamentalista y dogmático de la ciencia.

No es lícito confundir a la opinión pública, a través de los medios de in-comunicación de masas, metiendo en el mismo saco terapias eficaces y recomendadas por la Organización Mundial de la Salud con las practicadas por “vendedores de humo”.

Organización Mundial de la Salud (OMS) versus “Sana Inquisición”

Mientras la OMS aboga en su estrategia 2014-2023 por la Medicina Tradicional y Complementaria (MTC), la OMC (Organización Médica Colegial) de nuestro país ha abierto una nueva cruzada, salvaje y radicalmente opuesta a sus recomendaciones.

Estas son algunas de las recomendaciones de la OMS:

“Ayudar a los Estados Miembros a desarrollar políticas dinámicas y aplicar planes de acción que refuercen el papel de la medicina tradicional en el mantenimiento de la salud de las personas”(…) “Alentar a los profesionales sanitarios convencionales a que amplíen sus conocimientos sobre utilización de la Medicina Tradicional y Complementaria (MTC)”

(...) Promote respect, mutual between conventional medicine and TCM practitioners collaboration and understanding' (...) "Strengthen interdisciplinary education and practice in collaboration between conventional medicine and TCM, professionals with a person-centred approach" (...) "Seize the opportunities of the MTC to help improve health services and health outcomes".

Así, mientras la OMS, máxima institución de la salud a nivel mundial, promueve el respeto, la colaboración y el entendimiento entre los diferentes profesionales médicos, la “sana inquisición” iniciada en este país, está dispuesta a cortar cabezas disidentes.

Para algunos profesionales médicos, lo más difícil es respetar a los que piensan distinto. ¿Por qué se empeñan en hacer que lo distinto se vuelva contrario, en vez de contemplar que lo distinto sea complementario?

Medicina desintegrativa y “farmafia”

Mientras países de nuestro entorno (Francia, Alemania, Suiza, Holanda, Estados Unidos, Portugal, entre otros) están reconociendo la medicina tradicional, complementaria o integrativa y hospitales prestigiosos como el Anderson de Houston, la Clínica Mayo, la Lukas Klinik de Suiza, el Royal London Hospital, o los centros de medicina integrativa de las Universidades de Colorado, Arizona, Wisconsin o Ginebra abogan por integrar lo mejor de la medicina convencional con lo mejor de la tradicional o complementaria, en nuestro país un grupo de “salvaguardas de la ciencia” está empeñado, no en integrar la medicina, sino en desintegrarla. Lo que sospecho (y no soy una persona dada a pensar mal de la gente) es que son correa de transmisión de cierta industria farmacéutica. Por lo visto, también en esto “Spain is diferent”.

Respeto a la industria farmacéutica (farmacia), que busca el alivio de la enfermedad a través de desarrollar medicamentos eficaces, pero no a la que, sin ética, busca el enriquecimiento sin límites, y con procedimientos fuera de toda ética humana (actualmente se la denomina farmafia).

OMC, ¿Quo vadis? ¿Adónde vas?

A small number of physicians, in representation of the College medical organisation (WTO), has taken without any rights, the privilege of Act inquisitoriamente on doctors who, like me, we act honestly according to the medical ethics code and the oath of Hippocrates supporting patients in their own way of self-healing.

Un escrito de la OMC me encasilla, sin yo saberlo, como parte de una secta, la medicina antroposófica. Considera además que la acupuntura milenaria es una “pseudoterapia”; a la terapia neural la llaman terapia “neutral” y a la medicina tradicional china la denomina “medicina tropical china”. Enjuiciar a la psicoterapia gestalt como pseudopsicoterapia, y considerar que el yoga, la meditación y el mindfulness son técnicas utilizadas por “movimientos sectarios” y “herramientas de manipulación psicológica” es atacar indiscriminadamente a una parte de los profesionales de la salud, entre ellos muchos médicos.

Pago mi cuota de colegiado desde hace muchos años y por ello me sorprende que mi dinero sea utilizado para denigrar y difamar mi acto médico y para degradarme, de paso, como ser humano, calificándome de “mercachifle” o de “vendehúmos”.

Soy médico y no quiero que me encasillen dentro de la dicotomía: “convencional versus alternativo”. Soy médico y como tal, trato a los pacientes con lo que considero más eficaz y menos perjudicial, recurriendo a los medicamentos químicos o recomendando una intervención quirúrgica cuando considero adecuado y necesario. No estoy en contra de la medicina convencional y también la practico.

Por todo eso y porque sencillamente es una cuestión de dignidad y sentido de la justicia, pido respeto, reivindico respeto, exijo respeto por mis prácticas.

Subrayar que Ola Raknes, psiquiatra noruego, afirmaba que un buen terapeuta tiene que tener como cualidades las tres haches, humanidad, humildad y humor. Y para finalizar, mi deseo que los médicos cultivemos la humanidad para ponernos en el lugar del compañero, la humildad para no caer en la trampa de la arrogancia médica, y el humor porque como médicos, no somos tan importantes, ni tan imprescindibles para la curación.

“Médico, cúrate a ti mismo…”
Proverbio hebreo antiguo que es citado en Lucas, 4, 23.

¡Salud-os!

Dr. Karmelo Bizkarra Maiztegi
Centro de Salud Vital Zuhaizpe

El artículo original: http://www.zuhaizpe.com/por-una-vision-integrativa-que-no-integrista-de-la-medicina/

Other articles on
By • 20 Sep, 2017 • Sección: Bless you