One heart

Al mismo tiempo que todos y todo somos un solo Corazón, también somos como diferentes olas en el océano infinito de la Conciencia pura, universal. En el sueño de la individualidad crees estar separado, pero no es cierto. Nunca te separaste, tan sólo lo has imaginado. Writes Emilio J. Gomez.

Designed by Freepik

Nuestras almas laten unidas al mismo ritmo que el pulso del Corazón del Universo. Se trata del mismo latido porque es el mismo Espíritu quien insufla la vida que todos somos. Sin diferencia, sin separación.

Puede que naveguemos en rumbos diferentes, quizás con otros intereses, o que así lo pudiera parecer. Pero en el fondo se trata de un sueño como otro cualquiera. El océano es el mismo para todos. No podía ser de otra manera.

Descubrir este sentimiento fraternal de no dualidad lleva a comprender que cualquier cosa que le hagas a alguien, en realidad te lo estás haciendo a ti mismo. ¿Podría existir un concepto mayor de moral?

No estás separado. Nunca lo estuviste. Lo imaginaste. Todos somos el mismo Corazón, aunque naveguemos en diferentes olas en el océano infinito de Conciencia.

Ahora ¿qué vas a hacer con este conocimiento?

Emilio J. Gomez. Coordinador del Círculo de Yoga Silencio Interior. Escuela de Silencio.

Other articles on
By • 27 Dec, 2018 • Sección: Inner silence