Tratamientos de Ayurveda para el invierno

Estos sencillos cuidados ayurvédicos nos ayudan a afrontar los fríos invernales sin desequilibrios.

De acuerdo con la tradición ayurvédica, todos nacemos con una prakriti, combinación única de las tres doshas: vata (asociada con el viento; fría y llena de movimiento), pitta (asociada con el fuego, caliente e intensa), y kapha (asociada con el moco, húmeda y lenta). Aunque puede dominar solo una dosha, la mayoría de las personas tienen prakritis con dos doshas dominantes o incluso tres.

Con el paso de los años en tu vida, muchos factores pueden alterar tu prakriti -el tiempo, los ciclos de sueño, las emociones, etc.-. En un momento dado puedes desarrollar un exceso de una, dos o incluso tres doshas, colocando tu vikriti, o estado actual, en un desequilibrio dóshico.

Así pues, es crucial que un terapeuta ayurvédico determine tu vikriti antes de recibir un tratamiento ayurvédico. Probablemente te haga una entrevista sobre tu dieta, patrones de sueño, y, por ejemplo, pautas de tránsito intestinal. Esta información ayudará al terapeuta a determinar tu vikriti, o desequilibrio actual, vital para un tratamiento efectivo. Esto influirá en la elección del tipo de aceite a emplear (con hierbas que tranquilicen el dosha específico que está desequilibrado), presión (suave para vata, media para pitta, y fuerte y vigorosa para kapha), región corporal en la que centrarse, e incluso la duración del tratamiento.

En el inicio del invierno es normal que tu dosha vata -la fuerza que gobierna el movimiento en tu cuerpo, incluida la digestión y la circulación- se desequilibre. Puedes sentir ansiedad y desorientación y ser más susceptible al insomnio y al estreñimiento.

En el sistema ayurvédico, el aceite es considerado algo esencial para el proceso de sanación. Acaba con la sequedad, nutre el cuerpo y calma el sistema nervioso. El de cúrcuma, regaliz y jengibre son los más utilizados. Los tratamientos con aceite caliente son un remedio ideal para el desequilibrio vata. Calientan el cuerpo, calman la mente y relajan los sentidos. La combinación de abhyanga y shirodhara, en particular, se utiliza tradicionalmente para equilibrar la vata; abhyanga libera la tensión corporal, mientras que shirodhara es conocido por aliviar la presión mental y emocional.

Shirodhara consiste en verter un fino chorro de aceite templado en el ajna chakra, la región del tercer ojo en medio de la frente. Es una técnica conocida por su poder para tranquilizar la mente, liberar la ansiedad y facilitar el sueño.

Abhyanga es un masaje a cuatro manos con un aceite especial. Un terapeuta trabaja en lado izquierdo del paciente mientras que el otro lo hace en el derecho, de forma coordinada. El aceite y el calor del masaje relajan la mente y calman el sistema nervioso.

Entra en calor

  • Caliéntate. Puede parecer algo obvio, pero es esencial abrigarse bien, ponerse una bufanda y hacer cualquier otra cosa para evitar que tu sistema se vea afectado por el frío.
  • Cocina las verduras. Limita tu ingesta de alimentos secos y crudos estos alimentos puede agravar tu desequilibrio. Prepara unos alimentos cálidos y húmedos, cocina sopas y verduras al vapor o al horno.
  • Tranquilízate. Dedica algo de tiempo al silencio a lo largo del día, bien meditando o evitando la tendencia a hablar innecesariamente.

社交的なこと, 共有!

あなたはこの記事が好きでした?

購読する私たち RSS 何もお見逃し

その他の記事 , ,
によって • 15 Nov, 2012 • Sección: アーユルヴェーダ, お大事に